Moody’s: “Demanda externa brindará soporte al dinamismo económico del Perú”

demanda externa

El vicepresidente del grupo Moody’s Investors Service, Jaime Reusche, destacó el potencial de la demanda externa así como la recuperación del consumo y de la inversión pública para este año, factores que también impulsarán el crecimiento económico este año.

Referente a la calificación del Perú, Reusche dijo al diario El Peruano que la perspectiva ‘estable’ de la calificación ‘A3’ del Perú peligró a finales del año pasado, cuando se dio la inestabilidad política, pero se mantuvo sin variación.

“En estos meses seguiremos muy de cerca los acontecimientos políticos y la campaña electoral para determinar si debe variar la perspectiva a ‘negativa’ o mantenerse en ‘estable’, ya que el deterioro institucional que se generó hace unas semanas produjo preocupación sobre la dirección de las políticas públicas luego de la elección (del 2021), y sobre la resiliencia económica del país, después del fuerte golpe que recibieron tanto la economía como las cuentas fiscales”.

Consultado sobre los factores que sostendrán el crecimiento de la economía peruana en el 2021, refirió que más allá del efecto estadístico que apoya un rebote de la economía, la demanda externa será un soporte clave para el dinamismo económico, mientras que la recuperación del consumo y de la inversión pública también brindará un empuje al crecimiento.

“La variable que seguirá incierta es la inversión privada, que seguirá muy cauta a raíz del proceso electoral, con el sector privado aguardando los resultados y ajustando sus expectativas de inversión según la agenda de políticas públicas del siguiente gobierno”.

De otro lado indicó que los dos riesgos internos que dependen puramente de lo que pase en el país son la eficacia con la que se distribuya la vacuna contra el Covid-19 y las señales del siguiente gobierno al sector privado.

“Si surgen más medidas populistas como las que se han aprobado en el Congreso, vemos un riesgo latente de que la economía peruana caiga en una trampa de crecimiento de una fase cuasi permanente a partir del 2022”.

Por lo que añadió que será indispensable tenderle la mano al sector empresarial para reactivar el círculo virtuoso de inversión-empleo-consumo, “de lo contrario el Perú corre peligro de convertirse en un país mediocre en Latinoamérica, a la deriva e incapaz de potenciar el crecimiento y el desarrollo sostenido”.

Tomado de: El Peruano

FacebookTwitterGoogle+