Comunidad Campesina de Michiquillay alerta de personas que buscan desestabilizar la adjudicación del proyecto

Comunidad Campesina de Michiquillay alerta de personas que buscan desestabilizar la adjudicacion del proyecto

MINERÍA. Comunidad Campesina de Michiquillay alerta de personas que buscan desestabilizar la adjudicación del proyecto. Mediante una nota de prensa, publicado hoy lunes 20 de noviembre, La junta Directiva de la Comunidad Campesina de Michiquillay manifiesta que personajes ajenos y con intereses desestabilizadores y económicos, desean entorpecer el normal proceso de adjudicación del proyecto Yacimiento Cuprifero Michiquillay en La Encañada, Cajamarca, que actualmente viene promoviendo el estado.

“Somos una comunidad campesina pacífica y apoyamos que el proyecto Michiquillay salga adelante en beneficio de todos los comuneros, el departamento de Cajamarca y el país”, precisó el presidente comunal.

Sin embargo, alertó que existen personajes ajenos a la Comunidad Campesina de Michiquillay que quieren desestabilizar este proceso infundiendo temor y desinformación en el sentido de que podría haber conflicto social en Michiquillay por el proyecto minero. Se trata de personas como Miguel Castañeda Loayza, gerente de Catalyst Social Management, que ha declarado en algunos medios de prensa que el Gobierno estaría a puertas de enfrentar un nuevo conflicto minero en Cajamarca, lo que ha motivado titulares como “Comunero en pie de lucha por explotación minera”.

Además, la referida persona ha mencionado que “miembros de la Comunidad Campesina de Michiquillay expulsó a presuntos efectivos policiales de inteligencia infiltrados en la Asamblea convocada por los campesinos para decidir su respaldo o rechazo al retorno de la explotación minera”.

“Toda esta información parcial e incompleta –que puedo entender como tendenciosa- afecta el honor de los comuneros al considerarse que somos personas conflictivas, violentistas, que estamos en contra del desarrollo de nuestro país”, comentó Jesús Díaz Casahuamán. Además –agregó- esos comentarios podría inducir a generar división dentro de la comunidad y afectar nuestro desarrollo.

Díaz Casahuamán señaló que su Comunidad ha sostenido reuniones y mesas de trabajo pacíficas con ProInversión y el Ministerio de Energía y Minas (que representan al Estado) y están a la espera de que se realice una segunda mesa de trabajo el 5 de diciembre de 2017, en la que la Comunidad Campesina llevará sus propuestas para que ProInversión pueda incorporar en el contrato del proyecto Yacimientos Cupríferos de Michiquillay.

“Queremos que Michiquillay sea un modelo de minería para el país. Queremos que la empresa que se adjudique sea responsable con el medio ambiente y respetuosa con los derechos comunales. Confiamos que este proyecto va a generar oportunidad para todos, no solo para los comuneros sino también para Cajamarca y el país”, concluyó el presidente de la Junta Directiva de la Comunidad Campesina de Michiquillay.

(BQO)

FacebookTwitterGoogle+